Manicura japonesa

Estamos de formación
Octubre 23, 2017
Ana Car en Aragón Fashion Week 19
Abril 15, 2019

Manicura japonesa

Manicura japonesa

Uñas largas, esmaltadas, perfectas. Lucirlas durante semanas. Es algo demasiado tentador como para no hacerlo, y eso hace que nos decantemos por el esmalte semipermanente o las uñas de gel, que son vistosas y con unos resultados y durabilidad excelentes. El punto negativo es, como en todo, pasarse. Recurrir siempre a las uñas de gel o los esmaltes semipermanentes puede dejar nuestras uñas blandas. Incluso, pueden llegar a romperse. Cuando esto pasa, el mejor remedio para nuestras uñas naturales, y para que sigan luciendo perfectas es la manicura japonesa.

Qué es la manicura japonesa

Se trata de una técnica que tiene más de 4 siglos de antigüedad y que, desde sus inicios, ha sido muy popular entre la aristocracia nipona. Esta técnica sirve para reparar las uñas, incluso las más fáciles de romper. Las nutre y les da un aspecto brillante, limpio, natural y saludable.

Cómo se hace

El proceso puede ser un poco largo, pero ¡no desesperes! los resultados son increíbles y merecerá la pena. Después de 30/45 minutos, nuestras uñas estarán reparadas e hidratadas. Empecemos con los pasos.

  1. Comenzamos limando las uñas, a gusto de cada uno, cortar, reparar cutículas… Dejamos la zona preparada.
  2. Utilizaremos una pasta formulada para la nutrición de la uña. Las emplearemos masajeando la zona con ellas. Esta mezcla está hecha con algas marinas y cera de abejas, que contienen propiedades y vitaminas perfectas para nuestras uñas.
  3. Pulimos la uña frotando, de manera que la mezcla penetre por completo. Así, dejamos la uña suave y libre de impurezas.
  4. Vamos a por el acabado final. Aplicamos un polvo de perla de origen marino. Este polvo es rico en nutrientes que fortalecen y dejan las uñas brillantes y con un aspecto natural.
  5. Nutrimos e hidratamos con nuestro aceite del Árbol de té, previniendo la sequedad de las cutículas y, gracias a su acción antioxidante, retrasando el envejecimiento de la piel.¡Nos importan tus manos!
  6. Disfruta del resultado. Tus uñas están más lisas, naturalmente brillantes y pulidas. Cuanto más se hace el tratamiento, más beneficios tiene, ya que la dureza, el aspecto y la fortaleza de nuestras uñas mejoran de manera totalmente natural.

 

 

Gracias a la manicura japonesa, podemos lograr unas uñas más fuertes y que conserven su brillo intacto, olvidándonos de problemas como el de las uñas quebradizas o blandas y con un aspecto fantástico, de manera totalmente natural. Después de este tratamiento no se puede aplicar ningún tipo de esmalte.

¡Un tratamiento ideal también para aquellas que os gusta llevar uñas naturales sin esmaltar, sin renunciar a lucirlas bonitas!

¿Quieres un tratamiento de manicura japonesa? Contacta con nuestro centro aquí.